Puntos de vista

#ARTÍCULOS: Darwin y Mendel para entender la Educación en Atacama (II PARTE)

Hay infinitas posibilidades de educar para formar ciudadanos conscientes del modelo económico sin abandonar los valores. Al revisar los distintos instrumentos de gestión PEI, PME, Reglamento Interno de Convivencia de Formación Ciudadana, Seguridad de Evaluación de Inclusión etc., hay un sin fin de contradicciones, desarticulaciones y confusiones lógicas y conceptuales; creo que por la nebulosa (consciente o inconsciente) que hay entre educar y las condiciones del modelo de desarrollo. Los equipos Mineduc pueden y deben ver aquello, acompañar a los Establecimientos a  pensar en el mundo que tenemos, al mundo que vamos (como nos advierten Shoshana Zuboff y Evgeny Mozorov, cuando describen el capitalismo de la vigilancia o feudalismo tecnológico) y cómo podemos preparar a los estudiantes a construir su proyecto de vida. El asignaturismo o la asignatura por el puntaje, no está educando. Es hora de distinguir entre un propósito educativo y un resultado de desempeño o una competencia. Es de imaginario colectivo que el propósito de educar es para mejorar resultados, incluso se declara explícitamente en los PME; un alumno no es un competidor, es un ente que está descubriendo y dándole significado a la vida y construyendo la suya. Hoy un estudiante está oprimido en un sistema